Información sobre la artrosis

¿Qué es la artrosis?

Información sobre la artrosis

La artrosis provoca dolor y dificultar para mover la articulación afectada

La artrosis es una enfermedad inflamatoria crónica que afecta a las articulaciones. Normalmente, está localizada en rodillas, cadera, manos o columna vertebral pero afecta en especial a aquellas partes del cuerpo que tienen que soportar peso. Las articulaciones son las estructuras que permiten la conexión entre dos huesos y están formadas principalmente por el cartílago, la membrana sinovial y el hueso subcondral. El cartílago es el tejido encargado de recubrir las superficies en contacto de los huesos, amortiguando así posibles golpes y permitiendo el movimiento de la articulación.

La artrosis provoca la pérdida de cartílago, que los huesos rocen entre si y se vayan desgastando, así como la inflamación en la membrana sinovial. Como consecuencia, el paciente siente dolor, hinchazón o ve como se deforman sus articulaciones y ya no puede realizar con normalidad algunos movimientos como por ejemplo, caminar o subir escaleras.

Algunos datos:

• Afecta a más de siete millones de españoles.

• Cuesta unos 4.700 millones de euros a la Administración cada año:

- 46%: gastos asistenciales.

- 22%: bajas laborales.

- 13%: ingresos hospitalarios.

- 7%: pruebas diagnósticas.

- 5%: fármacos.

• Es la causa del 35% de las consultas en atención primaria.

• Es responsable del 30% de las incapacidades laborales, tanto permanentes como temporales en España.

• En 2020 se convertirá en la cuarta causa de discapacidad debido al aumento de la esperanza de vida.

• El síndrome metabólico (un cuadro clínico que aúna una serie de factores de riesgo cardiovascular entre los que se encuentran la obesidad, la hipertensión arterial, alteraciones lipídicas, insulinoresistencia y niveles elevados de azúcar) se triplica en la población con artrosis de rodilla y se duplica en la de mano.

Pese a ello, no está concebida como una patología relevante a nivel social, médico o económico. Durante muchos años, la artrosis solamente ha sido percibida como un mal inevitable asociado al envejecimiento y al desgaste físico.

Factores de riesgo:

• Edad: el 28% de la población mayor de 60 años presenta artrosis.

• Genética: la herencia genética se estima en el 40% de los casos.

• Hormonas femeninas: la prevalencia de la artrosis se triplica con la llegada de la menopausia en mujeres de más de 45 años, debido al descenso del nivel de estrógenos.

• Sobreuso de la articulación: por actividad profesional o en deportistas de élite (el 29% de los futbolistas corre el riesgo de desarrollar artrosis).

• Traumatismos.

• Sobrepeso.